Mesoamérica
Siege of the Stripling Sons (Asedio de los dos mil jóvenes guerreros) por Brian Hailes
KnoWhy #231
"Y había caído Lámah... y Gilgal... y Límhah... y Jeneum... y habían caído Cumeníah, y Moroníah, y Antiónum, y Shiblom, y Shem, y Josh, cada uno con sus diez mil"
Mormón 6:14
Lamanites sacrificing a woman (Lamanitas sacrificando una mujer) por Jody Livingston
KnoWhy #229
"Y también... tomaron muchos prisioneros, tanto mujeres como niños, y los ofrecieron como sacrificio a sus ídolos".
Mormón 4:14
Oberwinkling St. Wolfgang, Mattana
KnoWhy #214
"Y he aquí, vosotros sois los hijos de los profetas; y sois de la casa de Israel; y sois del convenio que el Padre concertó con vuestros padres, diciendo a Abraham: Y en tu posteridad serán benditas todas las familias de la tierra"
3 Nefi 20:25
El mural sacramental, por Minerva Teichert
KnoWhy #211
"Y haréis esto en memoria de mi cuerpo que os he mostrado"
3 Nefi 18:7
 Erupción del volcán Cordón Caulle en el centro de Chile en 2011, vía Reuters
KnoWhy #197
"Y sucedió que hubo densa obscuridad sobre toda la faz de la tierra, de tal manera que los habitantes que no habían caído podían sentir el vapor de tinieblas"
3 Nefi 8:20
Adaptación de Zemnaríah colgado, por James Fullmer
KnoWhy #192
"Y tomaron a Zemnaríah, su caudillo, y lo colgaron de un árbol... Y después de haberlo colgado, talaron el árbol".
3 Nefi 4:28
Los ladrones de Gadiantón y su piel de cordero. Imagen de Book of Mormon Central
KnoWhy #191
"[H]e aquí, grande y terrible fue el día en que se presentaron para la batalla; e iban ceñidos a la manera de ladrones; y llevaban una piel de cordero alrededor de los lomos, y se habían teñido con sangre"
3 Nefi 4:7
Foto por Dan Collier, vía Adobe Stock
KnoWhy #188
"[P]orque he aquí, a la puesta del sol, no hubo obscuridad; y el pueblo empezó a asombrarse porque no hubo obscuridad al caer la noche".
3 Nefi 1:15
Imagen compuesta de Samuel en la Muralla y Samuel en la Muralla 2, de Jorge Cocco, con el calendario maya agregado por Book of Mormon Central
KnoWhy #184
"He aquí, yo, Samuel, un lamanita, declaro las palabras del Señor que él pone en mi corazón; y he aquí, él me ha puesto en el corazón que diga a los de este pueblo que la espada de la justicia se cierne sobre ellos; y no pasarán cuatrocientos años sin que caiga sobre ellos la espada de la justicia".
Helamán 13:5
Puesta de sol en órbita por Romolo Tavani
KnoWhy #183
"¡Oh cuán grande es la insignificancia de los hijos de los hombres; sí, son menos aún que el polvo de la tierra!"
Helamán 12:7