¿Por qué Martin Harris fue separado de la iglesia?
Junio 3, 2021
KnoWhy #606
Retrato de Martin Harris por Lewis A. Ramsay. Billete de un dólar de la Sociedad de Seguridad Financiera de Kirtland.
Retrato de Martin Harris por Lewis A. Ramsay. Billete de un dólar de la Sociedad de Seguridad Financiera de Kirtland.
“Y porque preveo la asechanza para destruirte, sí, preveo que si mi siervo Martin Harris no se humilla y recibe un testimonio de mi mano, caerá en transgresión”

Doctrina y Convenios 5:32

El conocimiento

Martin Harris estuvo entre los primeros que apoyaron a José Smith1. Ayudó desde el principio con la traducción del Libro de Mormón y, en contra del consejo y la presión social de amigos y vecinos contribuyó económicamente en la impresión del Libro de Mormón2. Cuando se organizó la iglesia el 6 de abril de 1830, Martin estuvo presente y fue bautizado por su compañero testigo del Libro de Mormón Oliver Cowdery poco después de la reunión3.

Durante los siguientes años, Martin se mudó a Kirtland y tuvo una función importante en la restauración. Continuó contribuyendo financieramente para la edificación de Sion, marchó a Misuri, regresó al Campo de Sion y fue llamado como un miembro del Sumo Consejo de Kirtland. Participó en la ordenación del primer cuórum de los Doce Apóstoles en 1835 y en las investiduras divinas asociadas con el templo de Kirtland en marzo de 1836. A través de todas estas actividades, Martin dio testimonio del Libro de Mormón con regularidad como uno de los Tres Testigos4.

Sin embargo, al final de los problemas económicos del año 1837, Martin se apartó de José Smith y del grupo principal de la iglesia. En una carta escrita por John Smith, quien en ese momento era el consejero asistente de la Primera Presidencia, Martin aparecía junto a Joseph Coe, Luke Johnson, John Boynton y Warren Parrish como uno de los líderes de un grupo disidente. John Smith convocó al sumo consejo para considerar el caso de estos y otros hombres y reportó que ellos habían sido "separados... de la iglesia"5. Con base en esta carta, parece que Martin fue excomulgado o expulsado a finales de diciembre de 1837, aunque hoy en día no existe un registro oficial de la acción disciplinaria y es incierto incluso si estuvo presente en esa reunión6.

Debido a esta falta de documentación clara del consejo disciplinario, se desconocen los cargos exactos que se presentaron contra Martin. Sin embargo, queda claro que en el transcurso de 1837, Martin llegó a estar muy involucrado con los disidentes que buscaban reemplazar a José Smith y a otros líderes de la iglesia en Kirtland.

Para 1837, la iglesia había acumulado grandes deudas y la economía de Kirtland había comenzado a estancarse. Para resolver esos problemas, José Smith, Sidney Rigdon, Oliver Cowdery y otras personas fundaron un banco privado llamado La Sociedad de Seguridad Financiera de Kirtland, que se ignauguró oficialmente en enero de 18377. Se invitó a los santos a invertir en el banco y a hacer circular los billetes, pero Martin Harris (cuyos recursos cuantiosos podrían haber sido de gran ayuda para el banco) estuvo completamente ausente de la lista de inversionistas8.

En lugar de ayudar a José y los demás a edificar la economía de Kirtland, a principios de 1837, Martin se fue a Palmyra durante un largo período de tiempo. Martin aún tenía una buena relación con los líderes de la iglesia en ese momento, pues hospedó a Brigham Young y Willard Richard cuando pasaron por la zona de Palmyra para recaudar fondos para la Sociedad de Seguridad Financiera de Kirtland en marzo de 1837. También dio a José y a Sidney Rigdon un refugio seguro en Nueva York cuando tuvieron que irse de Kirtland por su propia seguridad en abril. Sin embargo, en ninguna ocasión Martin utilizó sus medios financieros para mejorar la situación en Kirtland, aunque lo más seguro es que se le pidió que lo hiciera9.

Mientras que la empresa bancaria de Kirtland tenía problemas, Martin compró tierras en Palmyra por $900 dólares, y cuando regresó a Kirtland en mayo, gastó allí más de $5000 dólares en una granja de 101 hectáreas10. No está claro por qué Martin negó sus medios financieros en ese momento y en su lugar hizo grandes compras para su propio beneficio. Es posible que Martin tuviera opiniones en contra de los bancos y, según informes, tuvo diferencias con Sidney Rigdon sobre ello11. Esto pudo haberlo llevado a desconfiar de los billetes distribuidos por la Sociedad de Seguridad Financiera y se negó a invertir. Cualquiera que sea la razón, Martin actuó claramente en oposición al consejo de los líderes de la iglesia al oponerse a ayudar en las necesidades económicas de la iglesia en Kirtland.

En el otoño de 1837, la Sociedad de Seguridad Financiera de Kirtland colapsó y la decepción y la inconformidad se extendieron en Kirtland. En la conferencia que se llevó a cabo a principios de septiembre, Martin Harris y otras personas que tenían altos llamamientos no fueron sostenidos por unanimidad en la congregación12. Las razones de la objeción a que Martin permaneciera en el sumo consejo de Kirtland no se mencionan, pero fue relevado de ese cargo y comenzó a asociarse con otros que también habían sido rechazados en esa conferencia.

Así que Martin se juntó con un grupo liderado por Warren Parrish que creía que José se había convertido en un profeta caído y buscaba restaurar las "antiguas normas" de la iglesia. Cuando José se fue de Kirtland en noviembre de 1837, Parrish y sus seguidores intentaron tomar el control del Templo y establecer una nueva "Iglesia de Cristo"13. No está claro por qué Martin participó en estos acontecimientos, pero John Smith lo consideraba un líder entre los disidentes y estos acontecimientos sin ninguna duda lo llevaron directamente a la "poda vigorosa" que resultó en que Martin y muchos otros fueran "separados... de la iglesia"14.

El porqué

Después de haber sacrificado tanto, financieramente y de otras formas, durante la década anterior15, Martin evidentemente se había frustrado con las políticas monetarias propagadas en Kirtland. Como miembro de la iglesia con conocimientos financieros, es posible que Martin estuviera resentido por no haber sido consultado sobre cómo abordar los problemas económicos de Kirtland. Brigham Young recordó retrospectivamente que Martin "se sintió muy decepcionado" al no ser llamado a posiciones más altas de liderazgo16. Martin permitió que estas frustraciones y desacuerdos empeoraran y crearan una brecha entre él y su viejo amigo y profeta José Smith y otros líderes.

En este sentido, parece probable que lo que lo atrajo a la causa de los disidentes fue su disposición a darle un papel de liderazgo prominente dentro de su nueva organización17. Sin embargo, mientras Parrish y sus seguidores continuaban reformulando sus doctrinas, Martin se encontró rápidamente en desacuerdo con ellos sobre el Libro de Mormón. Después de reclamar el control del templo de Kirtland, los disidentes celebraron una reunión en marzo de 1838. Algunos de ellos "renunciaron al Libro de Mormón" además de sus quejas anteriores acerca del liderazgo de José Smith y Sidney Rigdon18.

Para Martin, esto fue ir demasiado lejos. Después de que hablaron aquellos que habían renunciado al Libro de Mormón en esa reunión, "M[artin] Harris se levantó y dijo que lamentaba que cualquier hombre rechazara el Libro de Mormón porque sabía que era verdadero"19. Por lo que Martin se separó del "grupo de Parrish" y pasó las siguientes décadas en gran medida aislado de sus compañeros creyentes del Libro de Mormón, aunque su testimonio nunca se debilitó. Por ejemplo, en mayo de 1838, Caroline Barnes Crosby recordó que Martin "estaba en desacuerdo con José", pero, "a pesar de ello, dio su testimonio del Libro de Mormón de forma más enérgica"20.

Dados los profundos sentimientos de frustración de Martin en esta época, su negativa de abandonar el Libro de Mormón resulta particularmente importante. Como Richard Lloyd Anderson concluyó:

Martin Harris también sintió un fuerte resentimiento en contra de los líderes de la iglesia, en gran parte debido al golpe que supuso para su ego el hecho de nunca haberle dado un cargo importante. Si tal pensamiento es notablemente inmaduro, era, pese a todo, real para el hombre que había sacrificado su paz familiar, su fortuna y su reputación para lograr la impresión del Libro de Mormón y el establecimiento de la iglesia. El rechazo real o supuesto genera hostilidad y, en el peor de los casos, represalias. Aunque tales sentimientos indudablemente persistían, frente a ellos Martin Harris insistió en que la causa de la iglesia se basaba en la verdad objetiva tal como la había experimentado en su visión de 182921.

En fechas recientes, los historiadores Susan Easton Black y Larry C. Porter han documentado minuciosamente cómo Martin Harris siguió siendo un "testigo inquebrantable" y persistente del Libro de Mormón durante toda su larga vida22.

Otras lecturas

Susan Easton Black y Larry C. Porter, Martin Harris: Uncompromising Witness of the Book of Mormon (Provo, UT: BYU Studies, 2018), 255–300.

Rhett Stephen James, “Harris, Martin”, en Encyclopedia of Mormonism, 4 vols., ed. Daniel H. Ludlow (New York, NY: Macmillan, 1993), 2:574–576.

Richard Lloyd Anderson, Investigating the Book of Mormon Witnesses (Salt Lake City, UT: Deseret Book, 1981), 95–120.

  • 1. Ronald W. Walker, “Martin Harris: Mormonism’s Early Convert”, Dialogue: A Journal of Mormon Thought 19, no. 4 (Winter 1986): 29–43.
  • 2. Central del Libro de Mormón, “¿Por qué fue necesario que Martin Harris pagara por la impresión del Libro de Mormón? (DyC 19:26)”, KnoWhy 597 (febrero 26, 2021).
  • 3. Susan Easton Black y Larry C. Porter, Martin Harris: Uncompromising Witness of the Book of Mormon (Provo, UT: BYU Studies, 2018), 184–188.
  • 4. Black y Porter, Martin Harris, 219–277.
  • 5. John and Clarissa Smith to George A. Smith, January 1, 1838, en Journal History of the Church, 1838, 2, Church History Library.
  • 6. Debido a esto, es ambiguo si él realmente fue excomulgado o no. Para conocer más sobre las diferentes opiniones y evidencia, véase Black y Porter, Martin Harris, 298, 298–299 n.112.
  • 7. Central del Libro de Mormón, “¿Por qué fracasó la Sociedad de Seguridad Financiera de Kirtland? (DyC 64:21)”, KnoWhy 604 (mayo 26, 2021).
  • 8. Black y Porter, Martin Harris, 288.
  • 9. Black y Porter, Martin Harris, 289–291.
  • 10. Black y Porter, Martin Harris, 289–291.
  • 11. Véase Rhett S. James y David H. James, “Martin Harris: The Witness”, Mormon Heritage 2 (July/August 1995): 33; Rhett Stephens James, The Man Who Knew: Dramatic Biography on Martin Harris (Cache Valley, UT: Martin Harris Pageant Committee, 1983), 167 nn.309–311.
  • 12. Black y Porter, Martin Harris, 294–295.
  • 13. Black y Porter, Martin Harris, 295.
  • 14. John and Clarissa Smith to George A. Smith, January 1, 1838.
  • 15. Martin comenzó a apoyar a José Smith a finales de 1827.
  • 16. William Harrison Homer, “The Passing of Martin Harris”, Improvement Era 29, no. 5 (March 1926): 471.
  • 17. La posición de Martin en el grupo filial es evidente en su nombramiento como uno de los "administradores" de la nueva iglesia. Véase Black y Porter, Martin Harris, 302–303.
  • 18. Stephen Burnett to Lyman E. Johnson, 15 April 1838. La justificación de Burnett para renunciar al Libro de Mormón fue que Martin Harris supuestamente afirmó que no había visto las planchas, excepto "en una visión o en su imaginación". Los detractores de hoy frecuentemente se aferran a la afirmación de Burnett sin criticarlo, sin reconocer que la verdadera importancia de estos eventos se ve en el hecho de que Martin se sintió compelido a separarse de esta facción una vez que comenzaron a renunciar al Libro de Mormón, menospreciando cualquier afirmación de que lo habían hecho basándose en su testimonio. Por lo tanto, es evidente que Burnett y otros habían malinterpretado las palabras de Martin. Véase Black y Porter, Martin Harris, 308–310. Véase también Richard Lloyd Anderson, Investigating the Book of Mormon Witnesses (Salt Lake City, UT: Deseret Book, 1981), 155–157; Steven C. Harper, “The Eleven Witnesses”, en The Coming Forth of the Book of Mormon (Salt Lake City y Provo, UT: Deseret Book y BYU Religious Studies Center, 2015), 124–126.
  • 19. Burnett to Johnson. Véase también George A. Smith to Josiah Flemming, March 30, 1838, “El último día de reposo una división surgió entre el grupo de Parrish acerca del Libro de Mormón, John F. Boyington, Warren Parrish, Luke S. Johnson y otros dijeron que era una tontería. Martin Harris compartió entonces su testimonio de su verdad y dijo que todos serían condenados, si lo rechazaban".
  • 20. Caroline Barnes Crosby, Journal, 1807–1857, en Edward Leo Lyman, Susan Ward Payne y S. George Ellsworth, eds., No Place to Call Home: The 1807–1857 Life Writings of Caroline Barnes Crosby (Logan, UT: Utah State University, 2005), 50.
  • 21. Richard Lloyd Anderson, Investigating the Book of Mormon Witnesses (Salt Lake City, UT: Deseret Book, 1981), 111.
  • 22. Véase Black y Porter, Martin Harris. Para conocer una colección de 25 testimonios de Martin Harris, véase John W. Welch, ed., Opening the Heavens: Accounts of Divine Manifestations, 1820 to 1844, 2nd ed. (Salt Lake City y Provo, UT: Deseret Book y BYU Studies, 2017), 132–141.